Home > Drama > “EVEREST”: UN INTENSO DRAMA HUMANO Y DE AVENTURAS

“EVEREST”: UN INTENSO DRAMA HUMANO Y DE AVENTURAS

"Everest” Director: Baltasar Kormákur Reparto: Jason Clarke, Josh Brolin, Jake Gyllenhaal, Elizabeth Debicki, Keira Knightley, Sam Worthington, Robin Wright, Emily Watson. Año: 2015. Duración: 121 minutos. País: Estados Unidos BUENA. INTENSA Y DRAMÁTICA

EVEREST, PELICULA

“EVEREST”: UN INTENSO DRAMA HUMANO Y DE AVENTURAS

Basada en un hecho real que, seguro, los montañistas han de saber de memoria, el mayor mérito de “Everest” es saber contar esta historia manteniendo tensa la cuerda (para usar un término ad hoc), sin rozar siquiera exageraciones y clichés.
Aquí el ser humano es tan importante como la montaña, tanto para el guión como para la magnífica dirección de fotografía de Salvatore Totino.
La montaña más alta del mundo -8.848 mts de altura- es un imán no sólo para profesionales del deporte sino para cientos de personas que sienten la necesidad de cumplir ese reto, con una motivación que es única para cada quien.
Desde que en la década del 50, Edmund Hillary y Tenzing Norgay llegaron a su cima, Katmandú (Nepal) no ha dejado de recibir cientos de visitantes que van tras su hazaña.
Esta película narra lo ocurrido en mayo de 1996 cuando, como suele ocurrir, varios grupos de expedicionarios se encontraron en la base desde donde se inician los ascensos, con sus campamentos bien equipados, listos para cumplir con su objetivo.
La mezcla de las ansias de gloria, de matar demonios internos u otras motivaciones más complejas, difícilmente descriptibles, hacen que ese puñado de personas, que ha vivido un duro entrenamiento in situ durante 40 días, porfíe por pelearle a la montaña, una fuerza de la naturaleza con vida propia y en un porcentaje alto, indescifrable.
Para organizar este verdadero “taco” se unen dos “cordadas” y en este grupo se centra la historia, especialmente en el que comanda Rob Hall (Jason Hall), quien, como varios, lleva ya su tiempo en el negocio de subir turistas a la montaña más alta del mundo.
El director islandés Baltasar Kormákur maneja con destreza y precisión los hilos de una historia donde los seres humanos se alternan el protagonismo con la naturaleza: desde primeros planos a imponentes planos generales, la película mantiene un relato dramático e intenso a un ritmo que no suelta, pero que no cansa. (Gran manejo del “tempo” y buen trabajo de montaje).
Impresionantes las imágenes de tormentas, aludes, trozos de hielo cayendo alternadas con el cielo límpido, el sol, el silencio.
La opción del director por un realismo en que la emotividad es importante pero nunca manipuladora hace de este filme algo muy superior a la clásica película de tragedias históricas.
Aquí los seres humanos y su obsesión importan. Así como las familias que los esperan.
Siendo una película más bien coral, el reparto es de lujo: Jake Gyllenhaal, Robin Wright (comprobando su inmensa versatilidad: ¡no la va a reconocer!), Josh Brolin, Emily Watson.
No es efectista. Sí imponente y dramática, en el más amplio sentido de la palabra.

IDEAL PARA: pensar en las prioridades de su vida.

Categorias: Drama

Relacionados

Copyright Anajosefasilva.cl 2014